Ruta en coche por Mallorca: el Calvario, mirador de la Creueta y Faro de Formentor

Faro de Formentor

Un plan ideal cuando los niños son muy pequeños o no nos apetece caminar es realizar una ruta en coche, a nosotros nos encanta, ya os propusimos la ruta a Sa Calobra en coche cuyo colofón era  poder ver la desembocadura del Torrent de Pareis.

Aquí os proponemos una fantástica ruta ideal para hacer durante el fin de semana: pasearemos por el pueblo de Pollença hasta llegar a “El Calvario“, desde ahí iremos rumbo a uno de los miradores más visitados y fotografiados de Mallorca, “el mirador de la Creueta” y acabaremos en la parte más al norte de Mallorca para ver la ubicación espectacular del Faro de Formentor.

El Calvario en Pollença

Si partimos en coche desde Palma, nuestra primera parada es Pollença, a unos 62 km y unos 47 minutos en coche. Es importante antes de salir comprobar que tenemos carburante suficiente para poder hacer todo el recorrido. Nosotros solemos hacerlo y aprovechamos que tenemos una gasolinera cerca de casa para reposar antes de salir, la última vez nos dieron la tarjeta de ahorro de BP y nos ha sido útil.

Enseguida que llegamos al pueblo, a mano izquierda, existe un amplio parking público, concretamente en la Calle de Cecili Metel. Es el sitio perfecto para dejar el coche ya que justo al lado existe un original parque llamado “Parc del banys publics” con 3 zonas de columpios (una para niños pequeños), un par de mesas a modo de merendero y baños públicos. En primavera hay mucha sombra ya que todo el parque esta cubierto de árboles “plataneros”  (de hoja caduca), dándole un original aspecto :).

Parque de Pollensa

Desde el parque nos dirigiremos ahora hacia las escalinatas de “El calvario“. Debemos iniciar el camino por la calle de Santo Domingo que queda a la derecha del parque, la misma calle se convierte en la calle de Antonio Maura y siempre en línea recta llegaremos a la calle del Calvari donde al final de la misma encontraremos las escaleras que nos llevaran hasta arriba.

Las escaleras fueron construidas a finales del siglo XIX  y está compuesta por 365 escalones, cada uno representa un día del año, durante la subida veremos numerosos cipreses que flanquean el recorrido así como 14 cruces de tres metros de altura que representan el calvario que sufrió Jesucristo antes de su crucifixión. Una vez arriba podemos ver y disfrutar de unas fantásticas vistas de Pollença y de una parte de la costa mallorquina. Es un recorrido corto pero sin duda merece la pena realizarlo.

Vistas desde el calvario de pollensa

Destacar que en Pascua es un acontecimiento que cada Viernes Santo se represente en su escalinata el llamado Davallament. Numerosos curiosos y sobre todo gente del pueblo ven como una talla de Cristo de incalculable valor es desprendida de su cruz y bajada en procesión por la escalinata hasta la Iglesia de la Virgen de los Ángeles (patrona del pueblo).

Si hacemos esta excursión un domingo podemos visitar también su tradicional mercado ubicado en las calles del centro. Además si sólo nos apetece realizar la visita de Pollença existe una excursión de unos 55 minutos de subida que merece la pena: el Puig de Maria.

Mirador de la Creueta

Mirador de la Creueta

Ahora debemos continuar nuestro itinerario dirección al Port de Pollença y desde allí, sin entrar en el puerto,  tomaremos la carretera Ma-2210 con dirección a la playa de Formentor que nos llevará a uno de lo miradores más espectaculares de la Isla y más visitados por los turistas que viene de fuera. Es un mirador grande y largo, con diferentes puntos de interés donde podemos realizar unas fantásticas fotografías.

El mirador de la Creueta está situado a 200 metros de altura y nos ofrece una panorámica única de la Serra de Tramuntana y el Mar Mediterráneo, siendo el atardecer el momento ideal para poder disfrutar de una de las mejores puestas de sol de Mallorca.

Existe una amplia zona de parking y a la entrada nos recibe el monumento de Antonio Parietti Coll, que fue quien ideó el mirador. Este ingeniero mallorquín también diseñó los 18 kilómetros de carretera hasta el faro y la carretera de Sa Calobra.
Mirador de la Creueta

En su tramo final podemos divisar el islote del Colomer, de ahí que también sea conocido como el Mirador del Colomer, esta pequeña isla tiene una altura de 112 m y 300 m de longitud. Desde este punto existen varias rutas de senderismo, una de ellas es relativamente corta y nos llevará a la atalaya de Albercuix, que podemos ver desde el propio mirador. Esta atalaya está a tan sólo 380 metro sobre el el nivel del mar. Forma parte del grupo de atalayas que están situadas alrededor de la Isla y que eran utilizadas como torres de vigilancia contra posible invasores.

Faro de Formentor

Ahora, sólo tenemos que seguir la carretera hacia el Faro de Formentor, estamos ya a unos 25 minutos en coche y 13 kilómetros de distancia.  Llegaremos al llamado Cabo de Formentor, la parte más al norte de la Isla.

Faro de formentor

Este faro fue inaugurado en 1863 para ofrecer una mayor seguridad a los barcos que navegaban por esa costa por la noche. Su valor diferencial radica en la dificultad que supuso su construcción teniendo en cuenta su complicada localización. Su torre mide unos 22 metros de altura y tiene el foco más alto de la isla. Está situado a 210 metros sobre el nivel del mar. En los alrededores del faro podemos encontrar las antiguas casas de los fareros, en una de ellas podemos encontrar un pequeño restaurante, eso sí, sus precios son prohibitivos pero tiene su lógica al estar en un lugar tan recóndito, aún así consideramos que sus precios son abusivos. También disponemos de baños públicos.

Lo más impactante es ver su ubicación a medida que nos acercamos en coche, recomendamos si es posible hacer una foto panorámica del momento.

Aquí finaliza nuestra excursión en coche, habremos realizado más o menos 85 Km desde Palma.

 

Ficha técnica:

Ruta en coche por Mallorca: el Calvario, mirador de la Creueta y Faro de Formentor

Distancia desde Palma hasta Faro de Formentor: 85 Km +/-
Tiempo estimado sin paradas: 1h 26 minutos

Dificultad: baja
Ideal para hacer con niños de cualquier edad
Para la subida al Calvario se recomienda mochila portabebés.